February 06, 2020 at 11:07AM

Suelo contar que empecé a escribir porque un día cayó en mis manos un libro, ‘El dios de las pequeñas cosas’ y en él encontré muchas frases, pero sobre todo ésta tan aparentemente sencilla: «Las cosas pueden cambiar en un día». Un día. Solo eso.
*
Por otro lado, he leído estos días todas las entrevistas y artículos sobre mi querido George Steiner. Un periodista le preguntaba por el arrepentimiento, por si, llegando al final de la vida, pensaba en cosas que había dejado sin resolver. Steiner le hablaba de un amigo querido al que había perdido por una tontería: «Aprendí mucho de esa experiencia, cómo a veces un instante insignificante puede transformarse en un hecho decisivo en la vida. Es un riesgo que corremos a menudo. Un gesto sin importancia, una simple palabra, en un solo segundo, puede causar verdaderas tragedias. Y ahora después de tantísimos años, me gustaría decirle a mi amigo: ven, vamos a comer juntos y a reírnos de lo que pasó»
*
Hoy he desayunado con un amigo que decía que, en la vida, las cosas se van al traste porque uno se despista. En el trabajo, en la pareja. Miras hacia otro lado y lo has perdido. Un despiste parece una cosa menor, pero a veces no lo es.
*
Es por todos sabido que existen teléfonos, mensajería gratis, telegramas, cartas, postales, palomas mensajeras, señales de humo. Así que, por si alguien alguna vez se ha despistado y le ha ocurrido lo que a Steiner, la frase es muy fácil: «Ven, vamos a comer juntos y a reírnos de lo que pasó».
#georgesteiner #thegodofsmallthings #arundhatiroy #literatura #libros #ifyouleave #somewheremagazine #barcelona #instagramstories #shortstories #escribir
Ver en Instagram

Aun no hay comentarios.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *