January 04, 2019 at 12:12PM

Termino de leer a Deborah Levy en una cafetería de Teherán. Suena Daughter y Bon Iver, y podría pensar, si no fuera por el hijab, que estamos en casa. De las paredes del café cuelga esa foto tan conocida de Ruth Orkin, ‘American girl in Italy 1951’ y pienso que nunca una foto estuvo en un lugar tan acertado como en este.
En ‘The cost of living’ Deborah Levy escribe acerca de cómo volver a la superficie después de que se hunda una parte de tu vida. En uno de los pasajes, mi favorito, la propia Levy es testigo de cómo una chica joven le cuenta a un hombre mayor al que acaba de conocer, una historia que le ha ocurrido mientras buceaba. Él la corta diciéndole: “hablas mucho, ¿no crees?”. La chica se calla y la conversación sigue por otros derroteros. En realidad, lo que la chica deseaba contarle al hombre no es lo que le cuenta, ella espera que él sepa leerla, que sepa ir más allá. Sin embargo, no es el interlocutor correcto: no entiende la pregunta de la chica, el ruego tras el relato.
Si deseas un final feliz, depende de dónde termines la historia, contaba Orson Welles. También depende, y eso lo cuenta Deborah Levy, de a quien tengas la suerte de contarle tu historia: de si comprende las pausas, los interrogantss y sobre todo, los silencios necesarios para que se sostenga la historia.
#iran #teheran #cafe #iraniancafe #deborahlevy #thecostofliving #literatura #libros #orsonwelles #daughter #boniver #final #ruthorkin #hijab
Ver en Instagram

Aun no hay comentarios.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *